Por lo que respecta a los tipos de amaestramiento de bombines decir que encontramos seis tipos diferentes. En primer lugar hablaremos de los llamados amaestramientos por grupos de bombines. Al hablar de este tipo de técnica decir que el cerrajero lo que hace es dividir los accesos por grupos. Por ejemplo, por plantas de un edificio, tipos de cerradura, etc, disponiendo cada uno de los grupos de una sola llave maestra que abriría todos los accesos a dicho grupo. Pero el amaestramiento no acabaría ahí, ya que, además, habría otra a la que se le llamaría “Gran Maestra”. Esta herramienta sería la que abriría todos los accesos a todos los grupos. Por supuesto, en este caso también cada cerradura podría tener su llave individual que abriría esa puerta en cuestión pero ninguna otra, en definitiva, las llaves convencionales.

Este tipo de llaves no tiene límites, Es decir, dentro de cada grupo pueden haber otros subgrupos con sus correspondientes llaves maestras. Este tipo de subdivisiones puede ser adecuado para empresas con varios departamentos.

cerrajero santa pola

Por lo que respecta a los amaestramientos complejos decir que requieren un estudio completo y muy detallado así como una planificación adecuada. Por otro lado, el cerrajero tendrá que seleccionar el sistema correcto que permitirá que este tipo de llaves abra las puertas para las que se ha querido configurar.

Otra de las posibilidades pasa por el amaestramiento conocido como de zonas mancomunadas. Se trata de un tipo de amaestramiento que afectaría a bombines de diversos portales que tienen zonas comunes como pueda ser las piscina, el acceso al jardín, la pista de tenis. Con este tipo de llaves lo que podría hacer el usuario es abrir todas puertas de las zonas mancomunadas comunes, además de su propia vivienda.

Por lo que respecta al amaestramiento sencillo de llaves decir que este tipo de amaestramiento supone que cada bombín, cilindro y cerradura tiene una llave individual, además de su llave maestra que abre todas las cerraduras. Muy útil en el caso de las oficinas y las pequeñas empresas.

Cerrajeros para amaestramiento de bombines

Por otro lado, está el amaestramiento de zonas comunes. Este tipo de amestramiento consiste en cada usuario con su propia llave tiene un acceso a las puertas comunes que se le han permitido. De este modo, podrán integrarse los bombines, cilindros o cerraduras de vivienda, trastero, buzón. Útil en los complejos residenciales o comunidades de propietarios.

El siguiente tipo pasa por el igualamiento de llaves. Se llama de igualamiento por iguala la llave, ya que todos los bombillos y cerraduras serán abiertas por la misma herramienta. Especialmente útil en el caso de las viviendas unifamiliares pero nunca en negocios con un volumen considerable de empleados por medio.

Os recordamos, para todos aquellos que se perdieron la primera parte de este post, que el amaestramiento de llaves es una técnica que dominan todos los cerrajeros profesionales y que consiste en realizar un plan de cierre gracias al cual se programan los accesos a una instalación de un modo absolutamente jerarquizado.

Se trata de una práctica algo cara pero que en determinadas ocasiones puede ser absolutamente rentable como, por ejemplo, en el caso de las empresas, ya que realizar tantas copias como empleados en el caso de que fuera necesario para la firma también supondría un coste a considerar. Por ello, si estáis ante esta situación lo mejor es que llaméis a nuestro cerrajero profesional y que os asesore, ya que a buen seguro lo hará encantado.